Edición Online
Octubre 21 de 2014
Región Caribe: 11:42 am

267 casos de VIH registrados en el 2010 en Cartagena

A pesar de que el primer caso de VIH en Colombia fue detectado en el año de 1983, en la ciudad de Cartagena, aún existen mitos y tabúes alrededor del tema. Lo más preocupante del VIH y SIDA es que más que un problema de Salud Púbica, es un problema social. Y es social en la medida en que aún existe mucha desinformación entre los ciudadanos sobre esta enfermedad. Las personas desconocen el hecho de que se puede convivir con el VIH. Tener una vida, luego de ser diagnosticado seropositivo, es posible. Si este tipo de información fuese difundida y recibida por los ciudadanos, las pruebas de Elisa no significarían la muerte y muy probablemente  a través de una clara identificación de los portadores, podrían disminuir las estadísticas en el mundo.

 

ESTADÍSTICAS DE VIH/SIDA SEGÚN EL DADIS

 

En el 2010, el número de casos de VIH/Sida que se detectaron en el Distrito de Cartagena, fue de 267 personas, de los cuales el 65.2% fueron diagnósticos de infección por VIH, el 22.5% son casos de SIDA y el 12.4% fueron casos donde el paciente fallecio. El VIH/Sida sigue siendo una enfermedad más predominante en hombre que en mujeres, con un 66.67% de los casos registrados; la razón hombre/mujer es que  por cada dos hombres infectados hay una mujer infectada. Ya en lo que va corrido del año se han presentado 148 nuevos casos de personas infetadas.

 

La edad promedio es de 36 años, la edad mínima reportada fue de 9 años y la máxima fue de 83 años. Las estadísticas por distribución geográfica indican que la Localidad I, Histórica y del Caribe Norte, con un 40.5% del total de casos, es la que más presenta casos de VIH/SIDA, seguida por la Localidad II, De la Virgen y Turística, con el 28.1% y la última es la Localidad III, Industrial de la Bahía con 25.8% de los casos. El año anterior se registraban en promedio 5 casos por semana.

 

El 84% de los casos de VIH/Sida se contagiaron a través de la vía sexual; donde el 70% de las personas son heterosexuales, el 11% es homosexual y el 4% es bisexual.

 

MITOS Y VERDADES

 

La primera portadora del virus VIH en Colombia fue Marlene B. una trabajadora sexual de la ciudad de Cartagena, que falleció en el Hospital Universitario, caso que fue detectado en el año de 1983.

 

VIH y Sida no son lo mismo. VIH es el Virus de la Inmunodeficiencia Humana, este ocasiona la destrucción del sistema inmunológico de la persona que lo padece, si el sistema inmunológico está débil, no puede proteger al cuerpo y es fácil enfermarse. Mientras que el SIDA, es la enfermedad que causa este virus, el SIDA es el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida. Síndrome es un conjunto de síntomas y signos, derivados de una inmunodeficiencia adquirida, es decir, contraída por el enfermo durante su vida. No es congénita.

 

 

El número de mujeres contagiadas con VIH va en aumento. Anteriormente el número de hombres infectados era mayor que el de las mujeres, de cada 5 casos que se presentaban; 4 eran hombres y una mujer. Pero, desde hace 7 años, la tendencia es que de cada 5 casos, 3 son hombres y 2 son mujeres, lo que denota un aumento en el número de mujeres con el virus.

   

El grupo de riesgo, que anteriormente se enfocaba en homosexuales y trabajadoras sexuales, se ha trasladado a toda la población, debido a que estos grupos ya han tomado más consciencia de la importancia de prevenir este tipo de enfermedades, y es más común el uso correcto del condón. El condón o preservativo, es uno de los métodos más efectivos para prevenir la transmisión del VIH en las relaciones sexuales, con un 99.99% de seguridad, previene además las enfermedades de transmisión sexual y los embarazos no deseados.

 

Toda persona que inicie su vida sexual activa está en riesgo de contraer VIH, si no se protege. Pasados tres meses del posible evento de transmisión, es que la persona puede realizarse la prueba de VIH para saber si contrajo el virus o no, pues este es el periodo de incubación del virus y durante este tiempo aún no se detecta su presencia en el organismo.

 

Es importante al iniciar la vida sexual activa realizarse la prueba del VIH, es gratuita en todas las EPS del país, y el DADIS en Cartagena presta este servicio también de manera gratuita. El examen consiste en una prueba de sangre o prueba de Elisa. Sí el resultado del análisis es positivo, debe corroborarse con una segunda prueba, llamada Western Blot, que confirma o descarta los resultados del primer examen.   

 

La prueba del VIH debe hacerse sí: está embarazada o piensa hacerlo; ha estado expuesto o ha realizado conductas sexuales de riesgo (sin protección); ha escuchado comentarios de que alguna persona con las que practica relaciones sexuales, supuestamente tiene VIH; ha compartido material de inyección para el consumo de drogas; ha padecido alguna infección de transmisión sexual; y parejas estables que deseen dejar de usar el condón en sus relaciones sexuales.  

 

Antes de realizarse la prueba del VIH, las EPS deben brindarle una asesoría sobre el examen y la enfermedad con personal calificado, para minimizar el impacto en caso de que la prueba de VIH resulte positiva. Además, por Ley los exámenes de VIH se deben manejar de manera confidencial, y no se revelará la identidad de las personas contagiadas.

 

El Sida no tiene cura, es una enfermedad crónica que se maneja con tratamientos para mejorar la calidad de vida de las personas. Casi todas las personas infectadas con el VIH, de no recibir tratamiento, contraerán el Sida. Los periodos de la enfermedad son tres: de 4 a 6 semanas después de la infección se pueden presentar síntomas confundibles con una gripa, como fiebre ligera, malestar general, erupción cutánea, irritación de la garganta. Luego viene un periodo asintomático, de 3 a 15 años, si la infección no se detecta en este periodo y no se inicia el tratamiento, el sistema inmunológico se debilita gradualmente y se desarrolla el Sida, este sería el periodo sintomático (síntomas clínicos y sociales).

 

Los síntomas sociales que experimentan las personas con Sida son la discriminación y el estigma; son excluidos y aislados de las demás personas, como si se tratara de una enfermedad que se transmitiera con el contacto directo con esa persona.  Los abrazos, los besos, las caricias, e incluso comer en el mismo plata de una persona con Sida no nos contagiará. Una persona con VIH puede llevar una vida normal como todos los demás, esto no debe ser motivo de rechazo.   

 

Cada día que pasa un mayor número de hombres homosexuales se hacen resistentes a los medicamentos inhibidores del virus que causa el Sida, el problema es que al no ser adherentes a los tratamientos, las posibilidades de tratamiento y vida se disminuyen. Además si alguna persona se infecta a través de ellos, a estas tampoco le servirán los medicamentos a los que era resistente la persona que los contagió.

 

En todo caso, como reza el dicho “es mejor prevenir que lamentar”, la utilización del condón en las relaciones sexuales debe convertirse en una práctica, aún en parejas estables, y hay que rescatar valores como la fidelidad y el respeto, que van a ayudar a disminuir los riesgos de contraer esta enfermedad.

 

Vacuna contra el VIH

 

Los investigadores del proyecto HIVACAT, el programa catalán para el desarrollo de vacunas terapéuticas y preventivas contra el Virus de la Inmunodeficiencia Humana,  abrieron la puerta al diseño de una vacuna preventiva en un plazo de 3 a 4 años. Las vacunas terapéuticas son una línea de investigación prioritaria del HIVACAT, las cuales ayudarían a los pacientes portadores del virus a combatir la infección y controlarla de manera que se pueda evitar la aparición del SIDA, de la misma manera que lo hacen los tratamientos antirretrovirales modernos. La finalidad última de las vacunas terapéuticas sería evitar que los tratamientos antirretrovirales duren toda la vida.

 

El equipo de investigación Enfermedades infecciosas y SIDA encabezado por el Doctor Josep María Gatell en el IDIBAPS  (Hospital Clínic de Barcelona) ha desarrollado, en el marco del HIVACAT, un modelo de vacuna terapéutica basada en las células dendríticas de los propios pacientes. A pesar de que el  descenso en la carga viral sigue siendo insuficiente, esta vacuna terapéutica es la primera que logra una respuesta significativa en la mayoría de los pacientes.

 

La revista Journal of Infectious Diseases ha publicado el resultado de este estudio, el trabajo ha contado con la colaboración internacional de equipos de la Université Pierre et Marie Curie de París/INSERM (Francia) y del National Institute of Cancer de Maryland (EEUU).

 

24 pacientes participaron en este ensayo clínico, la mitad de los cuales conformaron el grupo control y no recibieron la vacuna. Ninguno de los participantes había recibido tratamiento antirretroviral y para entrar en el estudio tenían que mantener en sangre una buena carga de linfocitos T (>450 por mm3). La vacuna fue personalizada y se administraron 3 dosis de vacunas, con una separación de 2 semanas entre cada una de ellas.

 

Al cabo de 24 semanas se comprobó que en la mayoría de los pacientes se había producido un descenso significativo en la carga viral. Este descenso fue muy importante en algunos de ellos pero en ningún caso se logró que el virus fuese indetectable. Aún así se trata de una mejora muy importante respecto a iniciativas anteriores que lograron con una vacuna muy similar, una modesta respuesta en el 30% de los pacientes tratados. Ninguna vacuna terapéutica había logrado hasta ahora los niveles de respuesta alcanzados en este estudio. Un nuevo ensayo clínico en marcha estudia si la administración conjunta de la vacuna y el tratamiento antirretroviral permite mejorar los resultados.

 

En el 2010 investigadores del Hospital Clínic de Barcelona comprobaron que unas moléculas denominadas alfa-defensinas 1-3, que segrega de forma natural el organismo, eran capaces de controlar la progresión de la infección del virus del SIDA sin necesidad de que el paciente se someta a una terapia retroviral. Este descubrimiento fue el que abrió una nueva vía en la investigación de alternativas terapéuticas para controlar el sida.

 

Firman acuerdo para alcanzar tratamiento universal de VIH

 

Un proyecto de declaración final de la cumbre de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) confirma el compromiso de intensificar los esfuerzos hacia el objetivo del acceso universal a los tratamientos antirretrovirales. La medida fue alabada por varias ONG como Aides, Act Up y Médicos sin Fronteras.

 

Esta decisión cubre a 15 millones de personas, aproximadamente, infectadas con el virus del VIH en los países en vía de desarrollo, que necesitan los fármacos para la enfermedad.El costo anual de la terapia contra el VIH es de 67 dólares por persona, según Sharonann Lynch, de Médicos sin Fronteras.

 

 El acuerdo además busca la eliminación de la transmisión vertical (madre a hijo) del VIH antes del 2015 y determinar varias acciones preventivas en poblaciones vulnerables.

 

Aún para el VIH/SIDA existe, sin embargo, detectarlo sin que se haya desarrollado la enfermedad puede ser vital para salvar nuestra vida. Hacerse la prueba no es morir, es sano, y permitiría disminuir los casos de SIDA en Colomba y el mundo.

¿Te gustó este artículo?

Compártelo con tus amigos o realiza tus comentarios


Este es un espacio para la construcción de ideas. El objetivo es abrir una ventana al debate, las críticas constructivas y las ideas que nos permitan construir un mejor país. Invitamos a nuestros usuarios a que sus comentarios respondan a argumentaciones sustentables y no a insultos, buscamos que las personas que participen se centren más en los hechos y las acciones.